Four minutes

De Justin Timberlake la verdad sé muy poco y lo que sé tiene poco que ver con su música. Lo ubico en el asunto del Super Bowl y en su rostro de asombro cuando el beso de Madge y Britney Spears y nada más. Ahora hacen mancuerna en este sencillo del Hard Candy que ha ocupado con rapidez los altos sitios en los índices de popularidad. También es la música de fondo para los promocionales del concierto y del teléfono celular que tiene cargado el último disco. A mí no me hace gracia; será cuestión de edad, de contexto  o de simple gusto.  Junto a la anterior canción los considero dolores de parto para el gran alumbramiento de la última parte del show. Es notoria, eso sí, la referencia al tiempo. Ese tiempo que delimita los ritmos y hace pensar en la eternidad.

El tiempo sigue su curso y faltan trece días y sólo trece días para dar inicio al Sticky & Sweet en el Foro Sol. Hay que vestir este recinto de rosa mexicano. Quienes vayan al concierto lleven una prenda de ese color, una camisa, una blusa, una gorra, el pelo, una bufanda, una mascada, un pañuelo,  lo que sea. Recíbanla con una alfombra rosa cuando llegue. Que México sea recordado por eso. Que nuestro país no sea uno más en la gira, sino que se recuerde por ser el que supo unirse para cantar junto con ella vestidos bajo un mismo sentir. Háganlo. Es una buena idea. It’s like a little prayer!

Lorena Sanmillán

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s


%d bloggers like this: