Archive for January, 2008

¡Quince mil visitas!

January 31, 2008

construccion-076.jpg

Antares Sofía 

Este blog celebra el día de hoy QUINCE MIL VISITAS y estoy muy feliz. Además coincide con la víspera de la llegada de Antares, mi quinta sobrina, quien mañana verá su primera luz.  Dicen que no hay quinto malo, así que espero que eso sea verdad y que la chiquitina, mugrita sideral, brille como su nombre lo indica.

Gracias por acompañarme en estas letras. Gracias también por acompañarme en esta espera. La vida sigue. La vida va. Y en la esperanza de este nacimiento les envío un abrazo lleno de plenitud, con un llanto recién nacido por la emoción y una letra por cada latido de su corazón en debut.

Antares, una estrella más en la constelación de mis afectos esenciales.

Lorena Sanmillán

Advertisements

Lectura en la Gargantúa

January 17, 2008

Es para mí un gran honor, un privilegio y también un motivo de suma felicidad y orgullo el invitarte el próximo Sábado 2 de Febrero a las 19:00 Hrs. a la lectura de obra que haremos el Taller de los Bocetos de Escritores, formado por Daniel Emilio, Mar del Rogar, Lorena Tristán, Jorge Castillo y su servidora en el Gargantúas (Escobedo 740 entre Carlos Salazar y Treviño, Centro de la ciudad). Nos presenta la escritora y editorialista Ximena Peredo. Será un gusto enorme verte por ahí y leer unas cuantas letras de nuestra obra, muchas de las cuales no hubieran sido posible sin su apoyo. Ahora sí que ¡No faltes, va a haber tamales!

Agradezco el apoyo de María Belmonte para la realización de este evento.

Los esperamos

Lorena Sanmillán

p.s. Por motivos ajenos a su voluntad, Marvin Durán “Sabinazo” no podrá encontrarse con nosotros. Ofrece sus disculpas y agradece su comprensión.

Lorena Sanmillán

A Carmen

January 9, 2008

El escritor Miguel Velasco Lazcano comparte con nosotros esta reflexión acerca de la situación de Carmen Aristegui.

A Carmen:

Hoy, viernes 4 de enero de 2008, es un día hondamente triste. Que se haya acallado con censura el espacio noticioso radiofónico de la periodista Carmen Aristegui, representa el fin del informativo con el cual yo afinaba objetivamente mi criterio como muchos otros mexicanos oportunamente cada mañana.

Es lamentable, y aunque poco afecta mi persona, pues tengo la suerte de haber nacido en una cuna donde estar bien informado de lo que pasa en NUESTRO país y en el mundo en muchos ámbitos es básico y natural, para ello debo acudir a varias fuentes y criterios, pues en este país de mediocres medios de comunicación, no es tarea fácil y tristemente la mayor parte de los mexicanos no están acostumbrados a saber con amplio criterio en qué país viven de Tijuana a Cancún ni tienen el tiempo de acudir a todos los medios para hacerlo.

Lo cierto, por lo que es profundamente triste este hecho, es que la inmensa mayoría (esa de la que Sofía dice que siempre me excluyo y orgulloso como Lobo Estepario lo estoy), no podrá contar más con la objetiva presencia en la radio de Carmen Aristegui, no podrá oírse -al menos por un tiempo- su lucha ferviente por lo derechos humanos, por la batalla de muchos que en su voz se dio (y seguiremos dando) contra esos mexicanos como el Gober Precioso. los cuales, con la esencia de las últimas palabras de Salvador Allende, tarde que temprano sacaremos de nuestras plazas para caminar libres hacia un verdadero país del cual hoy nos cuentan quimeras en los medios, escamoteándonos una real democracia y una verdadera justicia, pues en la objetividad de los medios de comunicación, en su responsabilidad social de portavoces de los derechos fundamentales de los mexicanos, está la esencia de lo democrático. Sin ese principio, por más que haya leyes, reformas e instituciones, no hay nada.

No es la primera vez ni será la última que esos que se SIENTEN DUEÑOS DE NUESTRO ESPECTRO RADIOELÉCTRICO QUE LES ESTÁ CONCESIONADO, retiran del aire una voz, un pensamiento y una honda reflexión compuesta de todas las aristas, tratando con ello de seguir sujetos a la tabla en la punta de la ola para evitar ser descubiertos en su impunidad, en su cofradía de intereses mezquinos sin darse cuenta aún, de que ya no controlan nada, de que hoy la censura calla un espacio, una voz, a una persona, pero enciende aún más a todo un sentimiento de nación; porque Nosotros sí somos República, Nosotros sí somos país pues a diario, a diferencia de las vociferadas de señores como Salinas Pliego o el teletonero Pedro Ferríz de Con, sí construimos con dolor, sacrificio y valentía a México, no ellos ni ninguno de los concesionarios y su séquito de comentaristas noticiosos incapaces de renunciar a su vida acomodada en pro de una sociedad urgida de educación, salud y justicia.

Para Carmen, como para todos aquellos que han luchado o siguen luchando por la justicia en NUESTRO PAÍS, vale una onda reverencia, pues aunque desgraciadamente en la historia de México, en la que se enseña en la escuela, se omiten los nombres más valiosos y valientes de mexicanas y mexicanos que nos han dado Patria, yo llevó en mi memoria mis deberes, y Hoy por Hoy, con Carmen Aristegui, tengo una deuda ética que reflejaré en mi existir, pues ejemplos de valentía como el que dio este viernes 4 de enero alrededor de las 9:30 de la mañana, sirven para que tipos como yo, que van dos horas diarias en el tráfico lamentándose por la vida que llevan y el trabajo que desempeñan, piensen más profundamente qué país quieren.

Basta entonces de lamentos estimada Carmen, que el país, NUESTRO MÉXICO compuesto de TODOS: indígenas, estudiantes, chicanos, analfabetas, amas de casa, taxistas, panaderos, científicos, artistas, victimas, niños, enfermos, guerrilleros, músicos, TODOS, seguimos en pie de lucha y no son ideales ni utopías: es una realidad en la cual tu voz tiene un papel fundamental, pues quien ama la justicia, quien escucha para decir, quien honra su género, su profesión y su ética, siempre será trascendente aun en el más callado silencio, pues nadie podrá silenciar jamás el gran pensamiento afilado y reflexivo envuelto en tu pequeño cuerpo, valiente y estrechamente humano.

Por último, me preguntó: ¿Qué gran festejo preparan nuestros políticos para los 200 años de nuestra Independencia si hoy, un grupo de españoles dueños del 50% de las acciones de Radiopolis y operadores de la cadena W al 100% vienen y censuran la voz de una mujer de mi pueblo? ¿Qué Independencia festejamos entonces? ¿No es acaso tiempo ya de que ese grupo de representantes nuestros en las Cámaras protejan a las mexicanas y mexicanos que construimos el país sobre la legalidad que permite injusticias como la sucedida hoy con Carmen? Dense cuenta señoras y señores Diputados y Senadores, ESTAMOS HARTOS, VERDADERAMENTE HARTOS de que se cometan atropellos a nuestros derechos fundamentales como la información veras, objetiva y analítica, ESTAMOS HARTOS de gritar en las calles sin ser escuchados, ESTAMOS HARTOS de ver las soluciones que ustedes no saben encontrar.

Ante ello EXIGIMOS respuestas rápidas, profundas y ciertas para que se defienda nuestra voz, para que se oigan nuestras palabras, porque pensarán que las revoluciones son cosa del pasado, medios extintos, pero basta darse una vuelta por la Sierra Zongolica de la indígena violada, basta oír las voces de los violados por curas pederastas, basta escuchar en las tertulias el repudio a los magistrados que dejaron ir impunemente la justicia aplicando el derecho para amparar a Mario Marín en la calle y peor aún en el gobierno poblano. Dense cuenta: México está apunto de explotar y evidentemente no lo hará en sus electores de la clase media, no lo hará en los cafés y restaurantes que acostumbran, México está estallando en las Sierras, en sus Montañas, en sus comunidades y barrios marginados cada vez más olvidados, acaso, ¿es muy difícil para ustedes verlo, sentirlo a diario en el transporte público, en el mercado?

Cuando leo a Erich From, y pienso que él vivió en México y que desde esta sociedad escribió libros como el Corazón del Hombre, simplemente nos los entiendo. Mucho les haría bien un seminario de lectura en voz alta, mucho les haría bien. Ah, la verdad ofende ¿cierto? A nosotros nos pasa a diario, y en nuestro caso no pasa como en el adagio pues a nuestro pueblo la verdad si la mata: de hambre, de enfermedad y de injusticia día con día.

Hoy, viernes 4 de enero de 2008, una vez más nos juegan la mala pasada creyendo que el tiempo lo remediará, pero ya lo dijo Roberto Cantoral en su bolero La Barca: yo no concibo esa razón. Podrán pensar que permitimos impunemente los atropellos como la censurar a Carmen Aristegui, pueden creer que somos un pueblo oprimido descrito en sus raíces por Octavio Paz o Carlos Fuentes, pero ya no es así y mucha risa me da, porque hoy somos el Diablo Guardián, hoy somos el Amor Perro que genera y no estamos dispuestos a dar ni un mínimo paso atrás y espero estén concientes de ello. Así es, porque como apuntó en su diálogo en Amores Perro Guillermo Arriaga del refrán de su abuela: Si quieres hacer reír a Dios, cuéntale tus planes.

Hoy somos una generación que no necesitamos armas para generar esta Revolución, hoy tenemos el Internet, hoy tenemos acceso para crear un medio de audio o imagen para hacer conciencia, para forjar criterios abiertos y amplios y día a día estamos matando al imperio de los Medios Electrónicos. El proceso, nuestra Revolución es lenta y más en este país desigual donde la tecnología es para pocos (y, además, los más brutos y necios) pero cada día somos y seremos más; ya lo verán, al final la verdad no hará libres y la justicia se aplicará por encima de la legalidad creada sobre intereses de pocos.

No somos idealistas ni revolucionarios, tampoco globalifóbicos ni parias, somos Sociedad, somos Nación y somos dueños TODOS de la justicia que vamos construyendo sin que nadie nos pueda detener así qué ¿Ustedes de qué lado están?

Carmen, desde aquí te digo: esta noche leeré en tu homenaje a mi hija el cuento de la Pequeña Princesa de la que todos se burlaban por su tamaño y al final demostró su tremendo valor y fortaleza; y también te digo nuestro sentir: Podrán censurar nuestra libertad de expresión, pero jamás nuestra libertad de pensamiento.

Muchas gracias Carmen, y en tu silencio momentáneo, siempre te seguimos escuchando.

PD: Si ellos nos censuran, hagamos lo mismo. La W ha muerto ¿o tú, no lo crees?

Miguel Velasco Lazcano

Lunes sin Carmen

January 8, 2008

Comparto con ustedes este artículo de Ximena Peredo publicado HOY lunes 7 de Enero en el Periódico “El Norte” sobre la situación de Carmen Aristegui.

Saludos

LSM

Lunes sin Carmen

Durante su despedida de los micrófonos de W Radio, donde no renovaron su contrato para el 2008, Carmen Aristegui se hizo esa pregunta tan difícil de afrontar luego de un despido laboral: “¿qué voy a hacer el lunes por la mañana?… Haré lo que no he hecho en los últimos años de mi vida por estar aquí; llevaré al pequeño Emilio al colegio”. Para su fortuna, encontró en un pestañeo un extraordinario reemplazo a su anterior rutina. Sus radioescuchas, en cambio, nos quedaremos esperándola.

Es irónico. La voz de Carmen ha sido uno de los más importantes vehículos por donde este país ha exigido democracia, justicia y libertad en los últimos años, pero su silencio de hoy, su ausencia en los micrófonos esta mañana de lunes, resulta la denuncia más elocuente de su carrera.

En México, el derecho a la libertad de expresión no alcanza para detener el ímpetu de los déspotas, pederastas y violadores con poder político, religioso y militar que Carmen denunció hasta el último aliento en sus emisiones.

Me quedan claras las presiones externas que Televisa y grupo Prisa, dueños de W Radio, han venido enfrentando por la línea editorial del programa de Aristegui; me queda clara, también, la presencia de José Ignacio Zavala, cuñado del Presidente Felipe Calderón, como nuevo asesor del consorcio radial y, por supuesto, me queda claro que en este país a muchos empresarios y mandos políticos los une su ínfima estatura moral y los enfrenta su ansia desesperada de poder.

Una vez más, Televisa ha demostrado desprecio hacia la libertad y el ejercicio profesional y ético del periodismo. Con la salida de Aristegui, la empresa borra el último rincón verdaderamente plural e independiente de todo su plástico imperio, y evidencia que la preferencia del público -su partipación se canceló en su mejor momento de raiting- es un asunto vulgar frente a otros intereses más jugosos.

A poco más de un año del inicio de la administración de Felipe Calderón, dos comunicadores críticos e independientes, reconocidos por tener los programas de mayor audiencia en el país, han visto apagados sus micrófonos: José Gutiérrez Vivó y, ahora, Carmen Aristegui. El primero denunció, al recibir el Premio Nacional de Periodismo en diciembre del 2006, el mensaje que la administración presidencial entrante le había enviado: “Están castigados. Vamos a ver cómo se comportan. Cuando consideremos que hay un buen comportamiento, entonces se arreglará una entrevista con el Presidente Felipe Calderón para llegar a un acuerdo”.

Gutiérrez Vivó, en ese mismo discurso, denunció que en México poco importaba quién tuviera la razón o la ley de su lado, “lo que importa es quién tiene al Presidente de su lado”. Una declaración que entonces recordaba a la defensa de la libertad de expresión en tiempos de dictaduras, pero que hoy resulta consecuente con el tiempo que nos está tocando vivir. El periodismo crítico es un estimulante social que los dictadores aborrecen.

¿En dónde cabrá ahora Carmen Aristegui? Creo que el clima político en el País obliga a la ciudadanía justamente a redoblar esfuerzos en la defensa de los espacios democráticos.

Estoy segura de que la censura de la que hoy es objeto servirá, más bien, como aliciente para que Carmen confirme su pasión por el periodismo y su compromiso con la libertad de expresión. No me extrañaría encontrarla transmitiendo vía internet próximamente acompañada del grupo de periodistas e intelectuales que engalanaba sus emisiones porque con la censura a su programa también perderemos el contacto radial con San Juana Martínez, Lorenzo Meyer, Denisse Dresser, José Antonio Crespo, entre muchos otros más.

Gracias, Carmen, por despertarnos durante estos años con una renovada indignación ante la injusticia. Hasta pronto.

ximenaperedo@yahoo.com.mx

Silencio

January 5, 2008

Hoy no hay música.

No quiero que alguna canción me haga recordarte.

Y en este silencio duele

pues también está lleno de ti.

LSM; Enero de 2008

EL PODER DEL NORTE

January 3, 2008

Lectoras y lectores:

Por diversos y variopintos motivos tengo en mis manos dos boletos que necesito vender para un baile con EL PODER DEL NORTE el próximo sábado 12 de Enero a las 18:00 Horas en el Edificio de la CROC. Si ustedes se interesan en ellos o si saben de alguien a quien puedan interesarle favor de comunicarse conmigo lo más pronto posible. Los boletos cuestan 150 pesos, pero en preventa los doy en 100 sólo para cumplir con mi compromiso adquirido. Pasada la información, un gustazo saludarlos en los albores del 2008.

Saludos

Lorena Sanmillán